¿Se puede tratar la cuperosis con láser?

¿Se puede tratar la cuperosis con láser?

 

La cuperosis puede entenderse como un problema estético, pues es un término poco específico que engloba enrojecimientos cutáneos persistentes de diversa etiología. La cuperosis suele ir acompañada de telangiectasias, que son los vasos capilares visibles, rojizos, frecuentes en zonas como la nariz o las mejillas en personas que presentan cuperosis por el motivo que sea.

Tanto la cuperosis como las telangiectasias se pueden eliminar con un tratamiento láser.

Tratamientos efectivos para la cuperosis facial

Hasta la aparición de tratamientos estéticos con láser, que capaces de cauterizar arteriolas y vénulas dilatadas, la cuperosis tenía difícil solución, y no digamos ya las telangiectasias.

Los tratamientos cosméticos y de higiene enfocados a calmar las rojeces de la piel solo permitían atenuar los casos más leves de cuperosis, porque estamos hablando de vasos sanguíneos pequeños pero que han sufrido una dilatación permanente. Esos cosméticos que sí son efectivos en rojeces producidas por el sol, por una piel reactiva o en épocas de estrés, no son efectivos cuando el problema se ha cronificado, que es cuando se usan los términos cuperosis o rosácea, dependiendo del grado del problema.

Por si fuera poco, algunas zonas como puede ser una nariz con cuperosis son más complicadas de controlar en caso de usar lentes, una mínima agresión diaria para una piel sana, pero que achaca un cutis con una irrigación periférica alterada.

Hasta la llegada del láser, solo había dos tratamientos médicos para la cuperosis: electrocirugía y escleroterapia. Ambas podían presentar efectos secundarios importantes, por lo que su uso se reservaba al tratamiento de telangiectasias muy visibles. Para la cuperosis, el tratamiento más conservador consistía en evitar todos los factores que empeoran el problema, aunque quienes tenían una piel blanca y fina, unida al componente hereditario de la cuperosis, debían recurrir al maquillaje como solución a la cuperosis, efímera, o resignarse.

Los tratamientos de la cuperosis con láser son seguros y muy efectivos. En ocasiones, dependiendo del caso concreto, puede ser necesario combinar más de un láser o más de una longitud de onda en los disparos. Por ello te insistimos en ponerte solo en manos de profesionales, ya no solo para que sepan manejar bien los equipos y adaptarlos a tu piel, sino también para que puedan ofrecerte el tratamiento más adecuado para tu caso porque dispongan de los medios y de la experiencia necesarios.

 

A partir de cierta edad, mucha gente sufre cuperosis porque no se trata de un problema estético con una causa única, sino que es multicausal. Existen diferentes grados de cuperosis, y la cosmética más avanzada solo puede atenuar los casos más leves cuando hay suerte.

Hasta la llegada del láser para tratar imperfecciones en la piel, el tratamiento de la cuperosis era preventivo o bien correctivo, con maquillajes de alta cobertura y matices verdosos. Esos tiempos han pasado y cualquier dermatólogo te comentará la posibilidad de acabar con tu problema en pocas sesiones si le preguntas por el tema. Ten en cuenta que si la genética no está de tu parte podrías necesitar volver a aplicarte unas sesiones al cabo de unos años. Por lo demás, rojeces y venitas en el rostro ya tienen solución, a veces tan solo duradera, muchas veces permanente.

Quieres que te resolvamos cualquier duda? Ponte en contacto con nosotros.

Thais González

Hola soy Thais González, esteticista de corazón especializada en las infinitas posibilidades de las plataformas láser y luz pulsada desde 2007. Trabajo en Dermativa mi centro de Palma de Mallorca. Soy formadora y técnica certificada en equipos de luz. Trabajo con marcas que marcan diferencias como Alma Lasers, Syneron Candela, Indiba e IPL Nova.

Deja una respuesta

Cerrar menú
Escríbenos
1
¿Necesitas ayuda?
Hola somos el equipo de Dermativa
¿en qué podemos ayudarte?